L@s zapatistas y las ConCiencias por la Humanidad (día 5 y 6)

Texto: Raúl Romero, Amiel Moreno y Diego Delezé
Fotografía: Regina López, Dante Saucedo, María González y Elis Monroy

El ConCiencias, como ya se le conoce al encuentro que se realiza desde el 26 de diciembre en CIDECI, San Cristóbal de las Casas, Chiapas, ha sido un verdadero festival de las ciencias, un espacio de diálogo, aprendizaje y de producción de conocimiento colectivo.

Diferentes ponentes y escuchas han llegado a la conclusión de que el evento se trata de un suceso inédito en nuestro país, pues pocas veces, los movimientos sociales han convocado a l@s científic@s de la materia y de la naturaleza a dialogar.

Lo anterior puede percibirse tan sólo con echar un ojo al programa, los temas son diversos y l@s participantes pocas veces contemplados por las organizaciones de izquierda o fuerzas anticapitalistas.

El viernes 30 de diciembre, durante las sesiones generales, pudimos escuchar a Jesús Vergara Huerta con «La irrupción de la ciencia libre y comunitaria en el siglo XXI», a Gibrán Murbaqui Guevara con «De lo impuesto a lo comunitario. Rehaciendo las Ciencias», a Jérôme Leboeuf con su ponencia titulada «Riesgos que conlleva la Inteligencia Artificial». También participaron de las secciones John Vandermeer e Ivette Perfecto, con la ponencia «La ecología como una ciencia cercana a las cosmovisiones» y el Subcomandante Insurgente Moisés y l@s compas Christian y Marichuy como representantes de los pueblos originarios.

Las pláticas de divulgación científica de este día estuvieron a cargo de Ivette Perfecto (Complejidad ecológica en cafetales de Chiapas), Yuri Nahmad Molinari (Cosechando el sol), Karla María Castillo (Qué nos dicen los fósiles sobre el pasado de la tierra), David Fuentes (Uso de fuentes renovables de energía), sobre todo r, compartido algunas nocinesrenovables de energperros), Adolfo Olea (La semilla de mos escuchas   o fuerzas antiAlejo Stark (Cosmos sin fronteras), Lilia Piégalo García (Cuidados paliativos, un derecho de todos) y Juan Manuel Balda Barrera (Empatía y evolución).

El la mesa «Cosechando el sol», se hizo hincapié en la importancia del sol como fuente de energía para determinados procesos en el planeta, como la fotosíntesis, y con ello la alimentación y la agricultura. En este sentido, resulta fundamental abandonar el uso de combustibles fósiles y fomentar una vocación solar. Algunas preguntas que se plantearon son: ¿El universo nació en el espacio? ¿La expansión del universo nos afecta, o no? ¿Por qué nos dicen que a los bebés sólo podemos asolearlos por la mañana o por la tarde? ¿Cómo pudieron estudiar astronomía nuestros antepasados con tanta exactitud?

¿Para qué los bancos si tenemos deuda externa? ¿Científicamente se puede predecir cuánto tiempo de vida le queda al planeta tierra? ¿Se puede predecir cuánto tiempo de vida le queda al capitalismo? ¿Científicamente por qué y para qué se crearon los bancos? ¿Cuál es la función científica de un banco y cuáles son sus secretos?

Durante la plática «Cosmos sin fronteras», Alejo Stark habló sobre el microcosmos, los quartz, las moléculas, el ADN, las células y los microbios. Utilizó un mapa que mostraba la ciudad de Venecia, al alejarlo mostraba los planetas, las estrellas, las galaxias y el conjunto de galaxias; con esta herramienta Stark ejemplificó la relación entre microcosmos y macrocosmos.

Entre las preguntas de l@s alumn@s zapatistas estuvieron: ¿Qué es la antimateria y se puede observar? ¿Se pueden observar los quartz? ¿Cómo se originó el universo? ¿Cómo da luz la luna y por qué cambia la posición de la misma? ¿Cómo funciona la gravedad?

El día 2 de enero, luego de que se suspendiera el ConCiencias para conocer los acuerdos del Congreso Nacional Indígena (CNI), el CIDECI se volvió a llenar de cientos de personas; aunque ahora, el tema principal que se discutía en los caminos y bancas, eran los pasos a seguir para fortalecer la propuesta del CNI.

Por su parte, l@s 200 alumn@s zapatistas ahí estaban nuevamente, puntuales, atentos y llen@s de preguntas para l@s científic@s. En las sesiones generales participaron la Dra. Gertrudis Hortensia González Gómez (Algunas promesas de la ciencia o cómo cuidar nuestra salud), el físico Alejandro Muñoz (García en Nuevo León y la visión libre-científica-tecnológica para el siglo XXI), la Dra. Valeria Souza Saldívar y el Dr. Luis Eguiarte Fruns (El paradigma del agua), la Dra. Kristin Mercer (El efecto del dinero en la investigaciones académicas), el Dr. Gabriel Ramos (Complejidad e incertidumbre: los científicos y la toma de desiciones), el Dr. Pablo González Casanova (Capitalismo, crisis y alternativas) y el Alquimista Sup Galeano (Alquimia Zapatista).

Las pláticas de divulgación fueron impartidas por Ramón Carrillo (Mecánica cuántica y causalidad), Mariana Peimbert (La herencia del color de los perros), Adolfo Olea (La semilla de maíz: de las variedades indígenas a las híbridas y transgénicas), María Magdalena Tatter (Aplicación de conocimientos y valores involucrados en pediatría), Azucena de León (Perlas de enfermedades neurólogicas), Alejandro Muñoz (Fusión nuclear en general como fuente de energía limpia) y Luis Concha (Utilizando las imágenes de resonancia magnética para entender el cerebro humano).

En la mesa impartida por Ramón Carrillo, se planteó que para poder entender la mecánica cuántica primero es necesario saber qué es la física clásica, qué abarca, cuál es su campo y el estado actual, así como la ley y teoría y propiedades. Una vez habiendo compartido algunas nociones generales sobre lo anterior, Carrillo explicó que la mecánica cuántica explica el comportamiento universal y microscópico, sobre todo para comprender las partículas, las ondas que generan y a la inversa.

Algunas de las preguntas que hicieron l@s estudiantes zapatistas fueron: ¿Cómo se calcula la distancia de una estrella? ¿Cómo se confirman las leyes de la física? ¿Cómo la física beneficia a la sociedad? ¿Qué diferencias hay entre la luz del sol y la del alumbrado?

En la mesa «La herencia del color de los perros» se explicó por qué los perros son de ciertos colores. Se señaló que este problema puede ser abordado desde distintas perspectivas como la óptica, la biología celular, la biología molecular, la bioquímica, la genética clásica y la fisiología del ojo. Algunas preguntas que la plática generó entre l@s zapatistas fueron: ¿La inteligencia se hereda? ¿Los perros son más inteligentes que nosotros? ¿Cómo el estudio de la herencia y del ADN pueden ayudar al proceso de autonomía? ¿La rebeldía se hereda?

En su plática, el profesor Adolfo Olea compartió por qué se clasifica el maíz como un producto humano de origen mesoamericano y las diferencias entre las formas de producción y reproducción de semillas de maíz nativas, híbridas y transgénicas; realtó cómo científicos estaounidenses crearon, a mitad del siglo XX, centros de «mejoramiento» de diferentes granos básicos alrededor del mundo para dominar la producción alimentaria, con lo que han empobrecido la diversidad genética de los granos. Subrayó que aún con los intentos de las empresas de monopolizar la producción y distribución de sus semillas, la mayoría de la producción y sustento alimentario en México, la realizan l@s campesin@s. Las preguntas zapatistas giraron alrededor de los venenos contenidos en los herbicidas, las formas de evitar la contaminación y qué piensa la comunidad científica sobre los usos nocivos del conocimiento científico por parte de las corporaciones.

Se tiene previsto que el ConCiencias dure dos días más y que, al finalizar, l@s alumnos realicen una evaluación de todo el encuentro.

Hay un comentario

  1. Orestes Libertario Pérez González

    La búsqueda de algo nuevo que ilumine el horizonte, no solo la esperanza salvadora si no un hacer compartido que abra expectativas cuando la inercia parece hundirse en el lodazal de las formulas torpes y erradas

¿Qué opinas?